por Petra Alexander

Líderes del Ministerio Hispano, convocados en la Conferencia Raíces y Alas se han reunido frente al Capitolio para abogar por una Reforma Migratoria  este 27 de Abril.

Encabezados por el Obispo Muy Reverendo Michael T. Rozanski, y nuestro Obispo Alberto Rojas, 400 líderes católicos, reunidos en la Conferencia Raíces y Alas, se reunieron frente al edificio del Congreso en Washington DC para orar por un cambio en la ley, que permita a millones de inmigrantes, poder regularizar su estatus migratorio.

Durante la mañana, diversas delegaciones de católicos estuvieron repartidos en las oficinas de sus senadores, con el propósito de exponer personalmente las peticiones que beneficien a once millones de indocumentados.  El Obispo Rojas, Berenice Villa y Adriana Franco, de la Diócesis de San Bernardino, mantuvieron una conversación con las oficinas de Senadora Dianne Feinstein.

Otro grupo de abogacía, dialogó de manera virtual con la Oficina del Senador Alex Padilla de California. El liderazgo católico latino insistió en la necesidad de que se llegue a un acuerdo bipartidista para facilitar una serie de grupos de inmigrantes ya identificados como son los “DACA”, (jóvenes soñadores), los trabajadores del campo, las peticiones de tiempo acumulado… También se ha pedido al senado una comprensión de los problemas que afectan a Latinoamérica, principalmente los desastres climáticos y la violencia, para que se trate con humanidad a los solicitantes de asilo y se evite la separación familiar entre las familias de los inmigrantes. Con mucha esperanza los participantes trabajaron este día el servicio de abogar, se cerró con una Eucaristía en el Santuario Nacional de la Inmaculada Concepción, donde se depositaron las peticiones a los pies de Nuestra Señora.